COVID-19 EN SAN JUAN
Violación de protocolos: La medica que contrajo la enfermedad fue denunciada por el Gobierno de la provincia


La mujer, hermana del transportista que fue el tercer caso que llegó con Covid-19 hace unos días, lo asistió dentro de la habitación a pesar de las advertencias del personal de salud del Hospital Rawson.

San Juan 08:49 19/5/2020 - RedacciónSanjuan@

El Gobierno de San Juan se despega del episodio que se ha convertido viral en las redes sociales. Desde que se supo del cuarto caso, Facebook y WhatsApp se prendieron fuego y la foto de la doctora con leyendas agraviantes no ha dejado de circular.

La medica de 42 años que se convirtió en el cuarto caso en San Juan, deberá enfrentar la acción legal del Gobierno local.

Además de estar enferma con el virus pandémico, el Gobierno provincial decidió denunciarla por romper los protocolos en el Hospital Rawson cuando, a pesar de las advertencias, asistió a su hermano que tiene Covid-19.

Ahora el conflicto deberá ser resuelto por la Justicia de San Juan, que deberá investigar qué funcionario o funcionaria a autorizó el vuelo sanitario que trajo a su hermano, y por qué ninguna autoridad provincial obligó a la doctora a cumplir la cuarentena al regresar.

¿Qué funcionario es responsable de que la médica entrara en contacto con su hermano?, esa es la duda que deberá despejar la Justicia de la provincia de San Juan.

La médica tuvo un contacto estrecho con el enfermo: le dio de comer al menos una vez y lo acompañó al baño, según confirmaron fuentes oficiales.

La mujer, luego de tener contacto con su hermano infectado, al parecer prosiguió su vida normal, atendiendo en la división Clínica Médica del Hospital Rawson y en un conocido sanatorio de la Ciudad de San Juan donde se atiende a pacientes inmunodeprimidos.

La denuncia

Fue presentada por la Ministra de Salud de San Juan, Alejandra Venerando, y se deberían aplicar las siguientes normas: el Artículo 205 del Código Penal, que indica una presunta conducta de propagación dolosa de la enfermedad, puede corresponderle una pena de 3 a 15 años de prisión.

En cambio, se toman en cuenta el Artículo 203, que es propagar la enfermedad pero sin querer hacerlo, la pena sería mucho menor.